Inicio El Mundo Partido español Vox dice que apoya la intervención militar contra Venezuela

Partido español Vox dice que apoya la intervención militar contra Venezuela

369
0
Compartir

Levantando una bandera que ni siquiera el Partido Popular español se ha atrevido hasta ahora a enarbolar, los ultraderechistas de Vox pidieron que España apoye “medidas extraordinarias” en Venezuela, como una intervención militar extranjera.

Consciente de la contradicción que supone que un partido nacionalista respalde una invasión, el vicesecretario general de Relaciones Internacionales de Vox, Ivan Espinosa de los Monteros, ha asegurado que en Venezuela “se están cometiendo algo muy parecido a crímenes de lesa humanidad”, lo que, a su juicio, “justificaría una intervención exterior”, que ya “no sería una intromisión en la soberanía ajena y pasa a ser un acto de apoyo a la soberanía del pueblo venezolano”.

Vox es un partido de ultraderecha que plantea la regresión de las políticas sociales en España y se opone a las políticas de protección a la mujer y a la diversidad sexual. Recientemente tuvo un inusitado crecimiento de su caudal electoral durante los comicios autonómicos de Andalucía.

Espinosa de los Monteros defendió el jueves por la noche esta tesis en un acto de solidaridad con la oposición venezolana y cubana, en un céntrico hotel de Madrid. El responsable de relaciones exteriores de Vox hizo a principios de mes una gira por EE UU (Washington, Nueva York y Miami) para recaudar fondos y asistir a una convención de políticos conservadores. Además, se reunió con dos miembros de la Administración Trump en Washington: Elaine Chao, secretaria de Transportes, y Betsy DeVos, de Educación.

En el acto, al que asistieron unas 200 personas, intervinieron representantes del exilio venezolano y de la disidencia cubana, así como la líder de Vox en Madrid, Rocío Monasterio, nacida ella misma en Cuba. Monasterio cargó contra “las empresas españolas que hacen negocio con la élite militar castrista” y criticó al Gobierno de Rajoy por haber puesto fin a la posición común de la UE sobre Cuba, impulsada en su día por Aznar.

Los dirigentes de Vox, que utilizaron en todo momento el término Hispanoamérica en vez de Iberoamérica o Latinoamérica, pusieron en el mismo cesto a Venezuela, Cuba y Nicaragua y llamaron a luchar “contra el socialismo, el marxismo cultural y por la libertad”.